LAS PSICOIMÁGENES

¿CÓMO SE OBTIENEN?

Marián Casademont lleva varios años dedicada a este mundo tan apasionante como misterioso y, al mismo tiempo, real, ya que las evidencias sobre su existencia son cada vez mayores.

Para obtener una psicoimagen (ó transimagen), se requiere mucha paciencia y muchas horas de dedicación. Se precisa de un televisor, una vídeo-cámara conectada a una cónsola de vídeo. Hay que conectar la salida de vídeo a la entrada de línea de la videograbadora y la salida de ésta a la entrada del televisor -y desconectar la antena de TV- (para eliminar todas las señales de emisoras de televisión). Formando así un circuito cerrado. Entonces, una serie de luces, sombras y "nebulosas" se suceden en la pantalla del televisor. Mejoraremos la nitidez bajando el nivel de color hasta que la imagen aparezca en escala de grises. Es conveniente también iluminar la estancia con una lámpara de luz ultravioleta, que se colocará tras la cámara.

Grabaremos durante unos 10 segundos, teniendo en cuenta que se captan unos 25 fotogramas por segundo. Esto supone analizar un total de 250 fotogramas (fotografías en el televisor), labor que requiere de mucha paciencia y perseverancia. Puesto que se ocupa más tiempo en el visionado que en la propia grabación.

Actualmente también se puede realizar vídeo TCI por ordenador y mediante Webcam.

Es su deseo, y también el de todos los investigadores, científicos y demás personas entregadas al estudio de la supervivencia a la muerte, el que, a través de seguir fieles al trabajo rigurosamente científico y apoyado por las nuevas tecnologías, ofrecer un mayor y más completo conocimiento de la realidad de un mundo paranormal, y sus manifestaciones. Que, sin duda, durante tanto y tanto tiempo han sido tergiversadas y malogradas por historias sin sentido, y supersticiones sin fundamento alguno, dando una falsa imagen de lo que es en realidad.

esquema